No hay nada mejor que una buena calefacción para mantener nuestro hogar confortable. Existen como ya sabes distintos combustibles y que podemos encontrar, como es el gasoil para calefacción en Granada. Pero lo que nunca nos da por pensar es en la historia, en cómo se inventó y cuándo, así que en este post te hablaremos sobre ello.

El ser humano, a diferencia de otros animales, no tiene pluma ni pelo suficiente para protegerse del frío. No siempre existió el gasoil para calefacción en Granada, por lo que lo intentaban mitigar vistiendo pieles de animales o gracias al fuego, pero o no era suficiente o podía llegar a ser peligroso, por lo que con los años fueron creando nuevos métodos. Y uno de estos, una gran innovación, fue la calefacción del hogar, sin peligros de humos y sin problemas de que entre aire frío. Fue una invención griega, utilizada comúnmente en las termas de Siracusa y Olimpia en el año 300 a. C.

Funcionaba así: el fuego estaba en otro lugar, pero el humo recorría unos conductos que se ubicaban en el suelo y las paredes dejando el calor antes de salir al exterior.

Otra mejora importante fue la estufa. El calor quedaba encerrado previniendo que las personas pudieran quemarse y, además, importante, se podía regular la entrada de calor, por lo que no era necesaria una salida de humos. Más tarde, en la Revolución Industrial, se comenzó a manejar el vapor de las máquinas y se desarrolló la técnica de la conducción de fluidos por tubos.

Esperamos que gracias a este post hayas aprendido algo nuevo y te haya gustado. Si quieres saber más sobre la instalación de la calefacción, puedes ponerte en contacto con nosotros en Gasóleos Petromar y nuestros expertos te aclararán las dudas y todo lo que necesites. Te esperamos.